Si quieres que tu relato se oiga en este blog, envíalo a través de este formulario.

miércoles, 30 de septiembre de 2015

El mar


Relatos Breves.

Miguel Mihura está considerado el más importante creador español del “teatro del absurdo” y de humor del siglo XX. Humor desplegado, después de la guerra civil, en revistas humorísticas como La Codorniz y de la que decía: “La Codorniz nació para tener una actitud sonriente ante la vida; para quitarle importancia a las cosas; para tomarle el pelo a la gente que veía la vida demasiado en serio, para acabar con los cascarrabias; para reírse del tópico y del lugar común; para inventar un mundo nuevo, irreal y fantástico y hacer que la gente olvidase el mundo incómodo y desagradable en que vivía. Para decir a nuestros lectores: No se preocupen ustedes de que el mundo esté hecho un asco. Una serie de tipos de mal humor lo han estropeado con sus críticas, con sus discursos, con sus violencias”.
Miguel Díez R., en la presentación que de él hace en Narrativa breve. com  dice:
Se trata de una historia escrita supuestamente “para niños” como ya lo indican la palabra “cuentecito” del subtítulo y el vocativo “niñitos mío” del comienzo. Toda la descripción de aquel pueblo sin mar, los pescadores, las tiendas, la playa, la montaña de pinos con la gente debajo comiendo tortilla…, manifiesta la ingenuidad infantil de una pintura naif y la historia que allí se desarrolla -la descabellada búsqueda del mar que no tienen- llega a las cotas más originales del humor del absurdo, basado en la asociación inverosímil o incoherente de elementos, en la exageración y la distorsión de la causalidad lógica, pero sin perder nunca la candidez y el frescor de un mundo muy simple y tierno, tan caro a Mihura”.
Ficha de audio:
Texto: Miguel Mihura.
Narradora: Antonia de Miguel
Pescador: José Manuel Argon.
Ministro: Javier Merchante.
Músicas: Evan LE NY (Jamendo).
Todos los relatos de esta categoría con sus textos, aquí.








domingo, 20 de septiembre de 2015

La honda de David




Historias mínimas.

Augusto Monterroso (Tegucigalpa, 1.921 – Ciudad de México, 2.003), fue un escritor hondureño que adoptó la nacionalidad guatemalteca, conocido por sus relatos breves donde despliega su fina ironía como es el caso del microrrelato que os traemos hoy, La honda de David.

Ficha de audio:
Texto: Augusto Monterroso.
Narradora: Antonia Zurera.
Música: Eracilon (Jamendo)
Duración: 2:56.

Todos los relatos y textos de esta categoría reunidos, aquí.





La honda de David.
(Augusto Monterroso)


Había una vez un niño llamado David N., cuya puntería y habilidad en el manejo de la resortera despertaba tanta envidia y admiración en sus amigos de la vecindad y de la escuela, que veían en él -y así lo comentaban entre ellos cuando sus padres no podían escucharlos- un nuevo David.
Pasó el tiempo
Cansado del tedioso tiro al blanco que practicaba disparando sus guijarros contra latas vacías o pedazos de botella, David descubrió que era mucho más divertido ejercer contra los pájaros la habilidad con que Dios lo había dotado, de modo que de ahí en adelante la emprendió con todos los que se ponían a su alcance, en especial contra Pardillos, Alondras, Ruiseñores y Jilgueros, cuyos cuerpecitos sangrantes caían suavemente sobre la hierba, con el corazón agitado aún por el susto y la violencia de la pedrada.
David corría jubiloso hacia ellos y los enterraba cristianamente.
Cuando los padres de David se enteraron de esta costumbre de su buen hijo se alarmaron mucho, le dijeron que qué era aquello, y afearon su conducta en términos tan ásperos y convincentes que, con lágrimas en los ojos, él reconoció su culpa, se arrepintió sincero y durante mucho tiempo se aplicó a disparar exclusivamente sobre los otros niños.
Dedicado años después a la milicia, en la Segunda Guerra Mundial David fue ascendido a general y condecorado con las cruces más altas por matar él solo a treinta y seis hombres, y más tarde degradado y fusilado por dejar escapar con vida una Paloma mensajera del enemigo.

martes, 1 de septiembre de 2015

Nana.


 
Relatos Largos.
Nana es el segundo relato de Adelina Martínez Andrés que publicamos en La Taberna. De nuevo, su escritura sencilla y directa, nos transporta al mundo de sus recuerdos y vivencias personales pasadas que cobran vida en el presente con la nitidez de su memoria y la mirada burlona que dan los años.
Antonia Zurera encarna el personaje en sentido homenaje a la autora y amiga.

Reparto:
Narradora: Antonia Zurera.
Lou Mei: Maite Benítez.
Pescador: Javier Merchante.
Camarero: Manuel León.
Músicas: Nicoco y archivo sonoro de Adelina Martínez.

Todos los relatos de esta categoría reunidos, aquí.